SUPER SMOOTHIE BOWL PARA AMANTES DEL DULCE | ¡A UN MES DE LOS PTM!

¡Buenísimos días de Domingo!

Hoy estoy especialmente motivada. Ayer tuve un día bastante intenso, de mucho trabajo y genial al mismo tiempo. Estamos preparando los números de cara a la Gala de Los Premios del Teatro Musical, y lo cierto es que desde hace ya tres años, esta época del año me emociona muchísimo.

Compartir una de las primeras noches de Junio con personas de la profesión, amigos y el reconocimiento hacía nuestro trabajo es maravilloso. Si no los conocéis y sois artistas, os animo a investigar sobre ellos.

¡Para mi son muy similares a los Tony!

En cualquier caso, el tiempo y la dedicación a preparar los premios son alucinantes, de hecho si lo vieseis desde dentro, alucinaríais aún más. Lo mejor es que los números y la obertura de la gala son totalmente desconocidos hasta la misma noche en la que te sientas a verlo en la butaca del teatro. Tienen su magia, dedican una noche a recordar cuan especial es este mundo, esta profesión y las personas que nos dedicamos día y noche a ello por que simplemente, nos apasiona.

Dicho esto, reengancho con el hecho de que ayer fue un día completo y tras ocho horas de ensayo salí feliz con el resultado. Como profesional creo que es una de las mejores sensaciones después de haber invertido tanta energía y tiempo en ello.

Os iré contando más a medida que pasen las semanas y repito ¡Estoy especialmente emocionada este año!

Y hablando de energía y buenas sensaciones, esta semana os traigo una receta de la que estoy ¡ENAMORADA!

Así, tal cual y a lo grande os lo digo.

Algunas personas siempre me preguntan cómo lo hago a la hora de la merienda para no caer en la tentación de un dulce ¡O varios! Y que por el contrario, sea un snack saludable y delicioso, que sacie esas ganas locas por un donut relleno de Nutella y cubierto de azúcar glass con…Vale. Respirad, olvidadlo y seguid leyendo jajaja

Últimamente he estado reduciendo el consumo de azúcar (natural, por supuesto) en mi dieta. Es decir, evito consumir mucha cantidad de miel y stevia sobre todo, que son las únicas cosas que uso como edulcorantes.

Debido a esto, hace un par de semanas empecé a incorporar los dátiles como sustitutivo de la miel en yogures, smoothies, pancakes etc. Y os tengo que decir que ha sido todo un éxito.

¡Esta riquísimo y el sabor que le da a cualquier receta es súper dulce! Pero de otro mundo. Es como si masticaras pasta de azúcar, con la grandísima diferencia que NO tiene NADA que ver con esta.

¿Conclusión? Un Smoothie Bowl para las tardes con antojo de dulce, mucha hambre y ganas de ponernos creativos. Por supuesto, híper fácil.

SUPER POWER SMOOTHIE BOWL 

  • 1 plátano congelado
  • 100 ml de leche de almendras
  • 1/2 cdita de cacao en polvo puro desgrasado (5gr)
  • 2 cdas de tu granola favorita
  • Almendras picadas (Uso un par de ellas, sólo para el toque crunchy)
  • Semillas de chía y de lino (podéis añadir todas las que queráis)
  • 1 cdita de crema de avellanas
  • 2 dátiles picados

En el vaso de la batidora, echamos el plátano, la leche y el cacao. Batimos hasta que nos quede una especie de crema densa, como cuando se te derrite al principio el helado antes de llegar a ser agua ¡Igual!

A partamos en un bowl y seguidamente añadimos todos los toppings.

IMG_6725.jpeg

L I S T O.

Decidme que hasta ahora no os parece la más fácil de todo el Blog.

¡Por que definitivamente lo es!

Os digo; Podéis añadirle proteína (vegetal o animal), cualquier topping que se os antoje y podéis echarle cacao o no.

Este en concreto es mi favorito, y he querido ponéroslo tal cual lo tomo, que suele ser por cierto, cada tarde a no ser que esté fuera de casa. Que si tengo tiempo, lo preparo y me lo llevo en un tarrito de cristal, con los toppings a parte.

Eso sí, siempre que no vaya a pasar más de una hora para tomarlo. Luego queda aguado y no es lo mismo.

¡Ya es cuestión de gustos!

Podéis utilizar la receta para desayunar, merendar y para vuestro post o pre entreno.

Hasta aquí el post de hoy bellos, espero que tengáis un feliz Domingo, que empecéis con energía la semana y seáis muy felices.

Un beso gigante,

 

 

Esther.

Anuncios